Menú Portada
Intuye que el PP de Génova sólo pretende tener información del trabajo realizado por la Justicia y la policía

El Juez del Palma Arena ve una maniobra negra del PP nacional el presentarse como acusación popular en el Caso Matas

Noviembre 10, 2010

Le exige una fianza de 6.000 euros y la presentación de una querella donde se denuncie una presunta financiación ilegal del PP balear

Además, le impide tener acceso a la pieza separada nº 4, que viene referida a los gastos electorales y a las facturas pagadas por el gobierno popular de Jaume Matas


Un nuevo escándalo rodea al Caso Palma Arena, donde se investiga una presunta financiación ilegal del Partido Popular (PP), de las Islas Baleares, así como los pagos de facturas sospechosas por parte del ex presidente balear y ex ministro del Gobierno de José María Aznar, Jaume Matas.
 
El magistrado José Castro Aragón, que entiende la causa, indica en un auto al que ha tenido acceso Extraconfidencial.com, que la ahora personación del PP Nacional como Acusación Popular en el Caso Palma Arena “no deja de ser una consecuencia de la falta de éxito del intento de hacerlo como Acusación Particular”, por lo que la personación del PP estará condicionada a la presentación de la correspondiente querella “adornada de todos los requisitos legales”, donde se denuncie la presunta financiación ilegal que el Partido Popular de las Baleares ha podido incurrir. Como también al pago de una fianza fijada en 6.000 euros, “cantidad ésta que, difícilmente puede calificarse como difícil, menos aún imposible, prestación ni tan siquiera de excesiva cuantía en atención a los recursos de quien ha de presentarla y entidad de la causa”.
 
Sin condición de perjudicado
 
El Juez Castro afirma en el auto que el Partido Popular de las Baleares “no puede ser acreedor de la condición de perjudicado por los hechos que se investigan” y que su ahora personación como acusación popular no debe ser subjetiva sino que, “muy al contrario ha de servir para sostener un interés legítimo y personal (…) y en la medida en que lo que se persiga sea entorpecer o ralentizar la instrucción, será objeto de los correctivos legales que sean menester”.
 
Esta supuesta falta de interés legítimo ha hecho que el Juez Castro no permita al PP tener acceso la documentación referida a la pieza separada nº 4 del Caso Palma Arena, que viene referida a los gastos electorales habidos con ocasión de la campaña electoral 2007 y “supuestamente ocultados intencionadamente”, como también se refiere a las diversas facturas sospechosas asumidas por el Gobierno de Jaume Matas. Según el Juez, en esta pieza “existe una racional sospecha derivada, no de caprichosas elucubraciones, sino de documentos intervenidos, declaraciones de un coimputado y de testigos, sobre que el Partido Popular de Baleares pudo haber contraído algún tipo de responsabilidad”.

Juan Luis Galiacho