Menú Portada

EL INFIERNO VERDE

Septiembre 25, 2011

En el año 1929 un joven cónsul boliviano en Londres, Mamerto Urriolagoitia es comisionado por su gobierno para explorar una parte de la región de El Chaco boliviano. A esa aventura invita a sus amigos ingleses J. C. Mason, cineasta que había viajado al Ártico en dos ocasiones, con la misión de tomar imágenes de la aventura, y Daniel Duguid, que sería el encargado de escribir la crónica del viaje. Tras cruzar el Atlántico arriban a una lluviosa Buenos Aires, y de allí por tren viajan a Rosario, desde donde remontan en un vapor el río Paraná hasta Asunción (Paraguay) y de allí se dirigen bordeando el Matto Grosso brasileño a la región de El Chaco, llamada también El Infierno Verde. Siguen en su viaje las huellas del explorador español Ñuflo de Chávez y, como él, pasan aventuras y penalidades.

pq_927_infierno_verde.jpg