Menú Portada
Sólo entre mayo de 2009 y julio de 2010

El Grupo Bruesa, relacionado con el escándalo de Trinidad Rollan, obtuvo contratos de Fomento, Vivienda, Medio Ambiente y Aragón por 357 millones

Enero 25, 2011

Desde que José Blanco llegó a Fomento, esta inmobiliaria se benefició con adjudicaciones por valor de 325 millones de euros
 
Patrimonio Siglo XXI, la sociedad a la que la número dos del PSM benefició con una permuta, se encuentra en concurso de acreedores


Alguna razón tenía que existir para que Tomás Gómez, candidato del PSOE a la presidencia de la Comunidad Autónoma de Madrid, mantenga contra viento y marea –y lo que es más insólito contra el aparato de Ferraz-, a Trinidad Rollán en su puesto. La “número dos” del Partido Socialista de Madrid ha sido condenada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid a ocho años de inhabilitación para ejercer cargo público. En el año 2001, la actual secretaria de organización de los socialistas madrileños no sacó a concurso el convenio urbanístico sino que, según la sentencia, disfrazó la maniobra de permuta y adjudicó a dedo la construcción de 107 viviendas municipales, la urbanización de un terreno y la cesión de varias parcelas de propiedad pública a Patrimonio Siglo XXI, sociedad participada al 100% por el Grupo Bruesa.

Otros muchos encargos urbanísticos realizó Bruesa para el Ayuntamiento de Torrejón en la época Rollán. El citado Grupo está y se ha visto inmerso en varios escándalos siempre relacionados con el PSOE. Ya en 1994, le salpicó el Caso Roldán, por contratos entregados por el entonces director general de la Guardia Civil, y años más tarde en el llamado “Caso Ibiza”: varios cargos socialistas baleares están imputados por un presunto delito de corrupción. Supuestamente, habrían cobraron comisiones ilegales de 1,5 millones de euros a cambio de la adjudicación de las obras para reformar el centro histórico de la Isla.

El Ministro Blanco, a la cabeza

¿Casualidades? No. Según demuestra el cuadro que les adjuntamos, el Grupo Bruesa, sólo en el periodo comprendido entre mayo de 2009 y julio de 2010, obtuvo adjudicaciones de los Ministerios de Fomento, Vivienda y Medio Ambiente por un importe total de 357.796.116,05 euros. Entre todas ellas, destaca las ejecutadas por el departamento de José Blanco –recuerden que llegó al cargo el 17 de abril de 2009-, que suman 325 millones de euros. La más elevada, la destinada a los túneles en el tramo de la Autovía SE-40, en el municipio de Dos Hermanas (Sevilla), por valor de 232 millones de euros, que fue a parar a una Unión Temporal de Empresas en la que el Grupo Bruesa participa con un 33%.

Más coincidencias: la Comunidad Autónoma de Aragón, gobernada por Marcelino Iglesias –recuerdan el citado Caso Roldán y sus conexiones con esta Junta-, adjudicaba a Bruesa dos contratos: un de 5,2 millones de euros para la construcción de 70 viviendas protegidas y otro de 11,1 millones para la Construcción de una Residencia y Centro de Día. Obras muy sociales como le gustan al PSOE.

Con estos datos quizás se explique el empeño del candidato Gómez en mantener a Trinidad Rollán. ¿O creen ustedes que las adjudicaciones al Grupo Bruesa eran decisión unilateral de los mencionados? Razón tiene el secretario de los socialistas madrileños en mantener un nuevo pulso con el aparato del PSOE, tras ganarle el primero a su líder, José Luis Rodríguez Zapatero.