Menú Portada
No quiere malvender la antigua caja catalana

El FROB abre la venta de Catalunya Banc a fondos internacionales como señal de “confianza”

Febrero 10, 2013
pq_928_CatalunyaCaixa.jpg

El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), organismo dependiente del Ministerio de Economía, ha contactado con varios fondos y entidades internacionales para tantear su posible interés en hacerse con la nacionalizada Catalunya Banc, una posibilidad que enviaría al mercado una señal de “confianza” en la banca española, según han informado a Europa Press en fuentes financieras.

   El organismo liderado por Antonio Carrascosa decidió iniciar la subasta de la antigua caja catalana a mediados de enero y escuchará ofertas no vinculantes en la primera fase del proceso hasta el próximo 28 de febrero. Ante la ausencia de un Esquema de Protección de Activos (EPA) para cubrir eventuales pérdidas, el FROB temía que la subasta quedase desierta, si bien siempre ha insistido en que no va a malvender la entidad e incluso no descarta cerrar la venta más allá del plazo inicial de marzo.

   Una vez que los fondos de Bruselas correspondientes a la ayuda al sector financiero español han llegado ya a todas las entidades con necesidades de capital, a Economía le seduce la idea de que un fondo o entidad internacional muestre su interés por Catalunya Banc. Y más aún con la banca española dudando de si le merece la pena integrar una caja nacionalizada sin ayudas públicas.

   De momento, Santander y BBVA han mostrado su “máximo interés” en pujar por la entidad catalana, aunque las fuentes consultadas por Europa Press dudan de que el banco presidido por Francisco González se mantenga en una segunda fase de la subasta, cuando las ofertas tienen que ser firmes. “A BBVA no le interesa crecer más en Catalunya”, explican las fuentes, en alusión a la reciente compra de Unnim por el ´banco azul´.

Imagen de que la banca está saneada

Un interés procedente de fuera de España serviría para constatar, según las fuentes, que las reformas estructurales acometidas por el Gobierno de Mariano Rajoy empiezan a consolidarse y sobre todo, proyectaría una imagen exterior de que la banca española ya está saneada y totalmente capitalizada.

De hecho, desde el sector se apuntaba en un inicio a un supuesto interés de Deustche Bank por comprar Catalunya Banc y así ampliar su cuota de mercado en España, algo que la entidad ya ha desmentido. Catalunya Banc cuenta con 1.200 oficinas distribuidas por todo el territorio estatal, con una presencia destacada en Cataluña, Madrid y Levante, y tiene más de 76.000 millones de euros en activos consolidados.

Santander, la entidad más interesada

Así pues, Santander es la entidad que en el mercado se percibe como la más interesada en Catalunya Banc.

El FROB inició una primera subasta de Catalunya Banc en el primer trimestre de 2012, y antes de esta segunda ocasión, la entidad catalana ha recibido 9.084 millones procedentes de la ayuda a la banca liberada por Bruselas y ha transmitido activos inmobiliarios al ´banco malo´, por valor de 6.708 millones.

Otra entidad más a subastar

La UE obliga a subastar la antigua caja antes de 2017, a lo que se agarra el organismo liderado por Carrascosa para no malvender la entidad y no ofrecer un EPA. El Banco de España se ha marcado el objetivo de vender Catalunya Banc antes de iniciar el proceso de Novagalicia Banco. Aunque ahora se podría sumar una nueva entidad a subastar: Banco Ceiss.

El banco fruto de la fusión de Caja España y Caja Duero cuenta con una valoración negativa de 288 millones de euros. De no fructificar sus negociaciones con Unicaja, el FROB inyectará a la entidad 604 millones de la ayuda europea, lo que en la práctica implicaría su inmediata nacionalización.