Menú Portada
"No hay nada serio", dicen

El entorno de Francisco Rivera niega la nueva relación

Marzo 30, 2010

Francisco Rivera está en el ojo del huracán. Dicen que ahora está saboreando el amor en brazos de otra mujer. Pero, sin embargo, el entorno del torero niega que haya algo serio entre ellos.

pq_923_franrivera.jpg

Poco tiempo después de separarse de la bailarina Cecilia Gómez, el torero Francisco Rivera entró en el ruedo del corazón por la puerta grande. Su reentré provocó un goteo incesante de comentarios sobre su relación con la ex componente del cuadro flamenco de Sara Baras. Algunos no dudaron en insinuar que algo oculto, turbio y hasta inquietante se escondía tras el adiós definitivo. Dicen que las supuestas infidelidades del matador podrían haber hartado a la guapa mozalbeta. Otros, sin embargo, aseguran que fue él quien escribió el punto final. Un batiburrillo de informaciones que no han hecho más que engordar la polémica sobre tan excitante asunto. Las primeras palabras de Cecilia las ofreció en este mismo periódico en exclusiva. Más que tajante, Cecilia me aclaró que entre ellos no hubo terceras personas: “No sé lo que va a pasar entre Francisco y yo. De momento es una ruptura definitiva, pero yo dejo la puerta siempre abierta. Ha sido un hombre muy importante para mí, pero cuando las cosas no funcionan entre una pareja, es mejor dejarlo para evitar mayor sufrimiento. No ha habido terceras personas, sólo que cuando una relación no funciona es mejor dejar las cosas tranquilas”. A pesar de los pesares, los maledicientes insisten en que la situación es bastante tensa entre ellos. Tanto es así que incluso en las últimas horas hay quien se ha atrevido a asegurar que Francisco está manteniendo una relación sentimental con Lola, una guapa mozarrona con la que, al parecer, ya tendría planes de futuro.
 

El desmentido

 
Aunque las informaciones llegan constantemente a todas las redacciones de los medios de comunicación, el entorno más próximo del matador me insisten que, si bien es cierto que Francisco está disfrutando de su soltería, todavía no hay una mujer que cubra el hueco de la bailarina. Sexo sí, pero no amor. Es de lo que quiere huir ahora que su corazón parece algo mucho más tranquilo. No lo tendrá fácil, pues a Francisco le gusta sentirse acompañado, seguido y hasta protegido. Habrá que esperar para verlo enamorado y fotografiado en actitud cariñosa con alguna de las despampanantes mujeres con las que se le relaciona: “No hay nada serio con ninguna, eso está más que claro. Francisco ahora se está relajando y prefiere estar apartado de todos los comentarios que se están haciendo sobre su vida privada”, me espetan algunos de sus más íntimos.
 

Por Saúl Ortiz (saul@extraconfidencial.com)