Menú Portada

El diario El Mundo, cada vez más a la deriva financiera y éticamente al desvelar la causa de la muerte de Rita Barberá que provoca una oleada de tuits repugnantes y da carnaza a ciertos medios de comunicación

Febrero 8, 2017
fernandez galiano

Rita Barberá, ex alcaldesa de Valencia por el Partido Popular y senadora del Grupo Mixto, fallecía el pasado 23 de noviembre a los 68 años a causa de un infarto en el Hotel Villa Real (Madrid), situado a unos metros del Congreso de los Diputados. La ex alcaldesa valenciana fue, hasta hace poco más de un año, el principal referente del Partido Popular en la Comunidad Autónoma. Tras casi un cuarto de siglo como regidora de la tercera ciudad de España, logró sortear numerosos casos de corrupción. Hasta que llegó la Operación Taula y Mariano Rajoy la forzó a entregar su carné del PP tras 40 años de vida política. Rita Barberá declaraba ante el Tribunal Supremo dos días antes de su muerte como investigada por blanqueo de capitales en el PP valenciano.

Sus compañeros de partido salieron rápidamente al quite, pese al desprecio en vida, para asegurar, entre otras cosas, que  “Rita murió de pena”, “La mataron los disgustos”, “La habéis condenado a muerte”, “Toda la sociedad española es culpable de su muerte”… Nadie en España estaba libre de culpa por la muerte de Rita Barberá, según el Partido Popular. Periodistas, tuiteros, oposición e incluso los ciudadanos fueron señalados como responsables de su fallecimiento. Hablaban de “campaña”, “acoso” y “persecución”. Algunos medios de comunicación privados alimentaron esas acusaciones y otros públicos, como TVE, utilizaron incluso el testimonio de un cardiólogo para apoyar esa tesis. Otros –La Sexta, Cuatro, eldiario.es, por el contrario, aprovecharon la coyuntura para seguir denigrando, pese a su muerte, a la ex alcaldesa de Valencia.

Más carnaza para las pirañas

Pero el paso del tiempo -gracias a Dios-, dejó caer en el olvido a Rita Barberá. Hasta que el pasado fin de semana el diario El Mundo, en su versión papel y digital, publicaba que “a Rita la mató su hígado”, basándose en el Informe médico definitivo de la autopsia. Este afirma que la senadora falleció por un “problema hepático” que le provocó un “fallo multiorgánico”. A continuación, desvelaba todos los detalles que nos negamos a reproducir.

Esa información provocó una reacción inmediata, tanto en determinados medios de comunicación ya citados, como en la Redes Sociales, todos ellos repugnantes y, cuando menos, de mal gusto. Algunos de ellos se los ofrecemos a continuación.

Parece mentira que Antonio Fernández Galiano, presidente de Unidad Editorial, haya entrado en esta dinámica del “todo vale” por una visita más o la venta de un periódico más. Algún día, no a mucho tardar, les daremos a conocer auténticas informaciones que Galiano guarda en un cajón bajo llave vayan a saber ustedes con que fines.

Y ahora, lean y juzguen ustedes mismos:

Tuit8

Tuit7

Tuit6

Tuit5

Tuit4

Tuit3

Tuit2

Tuit1