Menú Portada
INFORME DE FISCALIZACIÓN DEL TRIBUNAL DE CUENTAS DEL EJERCICIO 2003 DEL CSN (III)

El Consejo de Seguridad Nuclear no dispone de un sistema de contabilidad que permita determinar los costes reales de sus funciones

Noviembre 28, 2007

El organismo, “calcula los costes mediante la distribución en cascada de sus gastos, sin que se especifiquen los criterios aplicados” asegura el TC
 
Los costes de servicios exteriores aumentaron de los 162.809 euros de 2003 a los 1.006.715 euros de 2004 
 
Los gastos del CSN pasaron de los 2,8 millones de euros de 2000 a los 4,4 millones de 2003


El Informe de Fiscalización del Tribunal de Cuentas correspondiente al ejercicio económico de 2003 del Centro de Seguridad Nuclear no deja de deparar sorpresas. Hasta la fecha, les hemos informado de dos conclusiones, cuando menos llamativas, establecidas por el TC. Una, que el CSN no dispuso de equipos operativos para emergencias nucleares y radiológicas entre marzo y julio de 2005; dos, que el Consejo de Seguridad Nuclear, siempre el Alto Tribunal, discrimina a la Comunidad de Valencia con respecto a la de Cataluña ya que al Gobierno de Francisco Camps se le financia el 70% del presupuesto para la ejecución del Plan de Vigilancia Radiológica Ambiental Independiente (PVRAI) mientras el Ejecutivo de José Montilla percibe el 100%. Hoy, la tercera y no menos sorprendente.

Aumento espectacular de los costes en servicios exteriores

“El Consejo de Seguridad Nuclear, siempre según el TC, no tiene implantado un sistema de contabilidad analítica que permita determinar directamente los costes reales de estas funciones ni un manual en el que se especifiquen los criterios aplicados en la distribución de los gastos para obtener aquellos”. Es una de las conclusiones, la 5.2, a las que llega el Tribunal en relación las trasferencias con cargo a los Presupuestos Generales del Estado -que en 2003 ascendieron a 1.773.370 euros-, y que es la segunda fuente de financiación del CSN.
El Tribunal de Cuentas, presidido por Ubaldo Nieto de Alba, y respecto a la ausencia de ese plan de contabilidad, puntualiza que “en el cálculo de los costes de las funciones que se financian con cargo a los Presupuestos Generales del Estado se aprecia una diferencia en cuanto a la imputación de los costes directos, que se minoran significativamente, al pasar de 1.176624 euros en 2003 a 264.579 euros en 2004”. Sin embargo en los costes de servicios exteriores aumentaron de los 162.809 euros de 2003 a los 1.006.715 euros de 2004.

Cantidades reclamadas inferiores a los costes

Por último, y referente al apartado de la financiación del Consejo vía Presupuestos generales del Estado, el Tribunal de Cuentas establece que en el periodo comprendido entre el año 2000 y el 2003 las cantidades solicitadas representaron un importe inferior a los costes reales del servicio, que “registraron una tendencia creciente pasando de 2.896.563 euros a 4.404.473 euros”. Para el año 2004 el CSN solicitado al Estado una partida de 4,6 millones de euros que aumentó hasta los 4.495.130 euros para el ejercicio del año 2005.