Menú Portada
En la actualidad, en el Boletín Oficial del Estado trabajan más de 500 empleados

El BOE regala 136.000 euros a sus trabajadores para las vacaciones de verano

Junio 22, 2010

El dinero está destinado para el “alquiler de apartamentos y hoteles”

La plantilla de esta Agencia Estatal la integran 77 funcionarios y 423 laborales

Esta ayuda se suma a otras de las que se benefician los funcionarios de Muface y del Banco de España


Unos dicen que con este tipo de retribuciones se intenta paliar la bajada salarial de los funcionarios públicos, por otra parte prevista mucho antes de lo anunciado; otros, aseguran que se trata de una retribución en especie con beneficios fiscales. Prebendas desconocidas para la mayoría de los españoles que sufren la crisis y que se extienden a distintos organismos y entidades públicas sin que, de momento, nadie tome cartas en el asunto.

El caso es que el pasado 8 de marzo, se publicaba una Resolución de la Dirección de la Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado por la que se convocaba licitación pública “del servicio de alquiler de apartamentos y hoteles para los empleados, para el verano de 2010”. El importe de la oferta, fue de 136.000 euros, IVA incluido, por el sistema de procedimiento abierto. El 25 de mayo, el propio BOE hacía pública la adjudicación a la sociedad Viajes Himalaya por importe de 135.742,20 euros. Ambas ordenes, aparecen firmadas por el director de la Agencia Estatal BOE, Fernando Pérez Sánchez. En la actualidad, la plantilla del BOE la componen 77 funcionarios y 423 laborales.

Recientemente, les informábamos de un hecho similar que beneficia a los funcionarios públicos y compensa la pérdida de capacidad adquisitiva de todos los españoles a raíz de las medidas adoptadas por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Como podrán comprobar en aquella información, mientras el Ejecutivo socialista elimina las deducciones por compra a millones de españoles, paga a los funcionarios de Muface un 0,20% del interés de sus hipotecas. Además demostramos que la Mutualidad de Funcionarios discrimina en estas ayudas, que tienen carácter de “asistencia social”, a las parejas no casadas y que mantiene firmado un convenio con el Banco Santander para obtener hipotecas con un tipo de interés inferior y recibir también una ayuda monetaria por parte de la entidad.

Un lujo al alcance de muy pocos.