Menú Portada
TRAFICO DE INFLUENCIAS EN EL AYUNTAMIENTO DE ALMERÍA (I)
La adjudicación a Telvent de la Ciudad Digital fue judicialmente declarada nula, fallando que el ayuntamiento incurrió en "desviación de poder"

El alcalde de Almería, denunciado ante la Unión Europea y la Junta de Andalucía por un presunto delito de prevaricación

Enero 29, 2008

La empresa Tesur resultó adjudicataria de las tres fases para la instalación de la red de transmisiones de la Policía Local y sólo ha podido contratar y ejecutar la primera

Miguel Ríos se querelló contra el alcalde y tres concejales, acusándoles de prevaricación y tráfico de influencias, por la contratación de su anterior concesión con Telvent

Un auto judicial consideró que Tesur no resultó afectada por esta operación municipal, imponiéndole una fianza de 50.000 euros de fianza

pq__luisrogeliorodriguez.jpg

El 29 de octubre de 1996, Miguel Ríos Beltrán, administrador único de Tesur, Telecomunicaciones del Sur S.L y distribuidor de la mercantil Teltronic S.A. Sociedad Unipersonal, resultó adjudicatario del Concurso Público para el suministro de la infraestructura de radio transmisiones y equipos portátiles de la Policía Local de Almería y su mantenimiento. Llevaba trabajando y ofreciendo servicios avanzados de seguridad a las diferentes administraciones públicas, autonómicas y municipales desde 1981, habiendo consolidado un importante prestigio.
Según la documentación a la que ha tenido acceso extraconfidencial.com, este trabajo debía haber sido ejecutado en tres fases. Sin embargo, Tesur sólo tuvo acceso a la ampliación también por concurso público de la primera, siéndole adjudicada el 14 de noviembre de 2002. Quedaban aún pendientes otras dos, cuando en junio de 2005 el Ayuntamiento de Almería, dejó de contratar sus servicios para el suministro y mantenimiento de estos equipos policiales, en favor de la empresa Telvent.
Acabada esta ampliación de la primera fase -prácticamente no me habían devuelto ni la fianza provisional depositada para acceder a este concurso- quitan los equipos de radiocomunicaciones que habíamos suministrado (toda nuestra primera fase la desmantelan) y directamente, sin concurso público, el Ayuntamiento de Almería, regido por el edil del PP Luís-Rogelio Rodríguez Comendador, hace que la empresa Telvent les instale un sistema Tetra de radio digital, tardando dos años en dar forma legal a este asunto”, aseguró Miguel Ríos a nuestro periódico.

Adjudicación a Telvent de la Ciudad Digital

De este modo, Telvent, filial de Abengoa, obtuvo del consistorio almeriense la concesión administrativa para “el diseño, construcción y explotación de un Centro de Servicios Digitales Avanzados en la Urbanización El Toyo”, sin que en ella estuvieran incluidos el suministro y mantenimiento de radio transmisiones de Policía Local, adjudicados anteriormente a Teltronic-Tesur. Un extraño contrato sobre el que informara en próximas ediciones extraconfidencial.com.
Sin embargo, el equipo de gobierno regido por el alcalde del PP, Luís Rogelio Rodríguez Comendador, con el apoyo del GIAL (Grupo Independiente de Almería), adjudicó también a Telvent Interactiva S.A. el suministro e instalación de diversos equipos de comunicaciones para la Policía Local de la ciudad, por importe de 629.833 euros más IVA, sin seguir ninguna clase de procedimiento de licitación. De este modo, desde la Consejería de Urbanismo a cargo del concejal independiente, Juan Merino, se modificó el contrato inicial con Telvent-Inabelsa para incluir dentro del anterior el suministro de los equipos a la Policía Local, cuyas tres fases (quedando dos pendientes) habían sido anteriormente asignadas por concurso público a Tesur.
Fechas antes, el 23 de mayo de 2005, según la documentación en poder de extraconfidencial.com, se celebró una reunión en la que estuvieron presentes por parte del ayuntamiento José Juan Soria (concejal de Seguridad Ciudadana), Amador Velázquez (jefe de area de Informática y Comunicaciones) y Jorge Quesada (director de Policía Local). Por Telvent estuvo Francisco Javier Naves y por Tesur acudió Miguel Ríos. El asunto consignado era “Propuesta red de comunicaciones Policía Local y eventos 2005”. Se refería a los XV Juegos Olímpicos del Mediterráneo que se iban a celebrar en esa ciudad andaluza entre el 24 de junio y el 3 de julio de ese mismo año. Un encuentro, que según Miguel Ríos fue una autentica encerrona, ya que tres días después la Policía empezó a emitir con los nuevos equipos que había suministrado Telvent.

Querella criminal de Tesur contra el alcalde del PP y tres concejales

El 11 de abril de 2006, el administrador único de Tesur presentó un recurso de reposición ante al Ayuntamiento de Almería, asegurando que su empresa, fue “despojada de su derecho por adjudicación, sin haberse contratado las fases II y III”. Además, en este documento al que ha tenido acceso extraconfidencial.com, hace un especial hincapié en que “los equipos suministrados durante la primera fase y su ampliación a la Policía Local de Almería no pueden ser utilizados al no existir compatibilidad técnica con los aportados por Telvent”.

Frente a la falta de respuesta del consistorio a los distintos escritos y solicitudes de aclaración formulados por Tesur, el 24 de julio de 2006 Miguel Ríos Beltrán, presentó una querella criminal contra el alcalde del PP Luís Rogelio Rodríguez Comendador Pérez y el concejal de Seguridad Ciudadana y Tráfico, José Juan Soria Fortés, y que fu admitida a trámite por el juzgado.

Pocas fechas después de planteada esta querella criminal, otro concejal convocó un Pleno extraordinario -el 14 de agosto de 2006-para dar cobertura legal a Telvent en lo concerniente al sistema de radiocomunicaciones de la Policía Local. Sin embargo, según los documentos en poder de extraconfidencial.com, días antes de esta convocatoria, el Juzgado Contencioso Administrativo nº 2 de Almería falló una sentencia contra el Ayuntamiento, destacando que el consistorio ha incurrido en “desviación de poder” (presunta prevaricación del regidor) y declarando nulo su contrato de adjudicación a Telvent de la Ciudad Digital. Un proyecto éste, sobre el que informará próximamente nuestro periódico.
El 5 de diciembre de 2006, Miguel Ríos amplió su anterior querella contra el concejal de Obras Públicas y Agricultura Francisco José Amizián Almagro y al Secretario provincial del PP y portavoz del Gobierno municipal almeriense, José Luís Aguilar Gallart, acusando a estos responsables municipales de prevaricación y tráfico de influencias. “Al no existir posibilidad de negociar con el ayuntamiento la forma de resolver esta situación, éste nos ha ocasionado un claro perjuicio porque nos han quitado un proyecto adjudicado que aún no está acabado. Además, el consistorio regido por Luís Rogelio Rodríguez Comendador ha invertido 1.200.000 euros sin posibilitar que pudiéramos optar a ese cambio tecnológico”, aseguró a nuestro periódico el administrador único de Tesur, refiriéndose al desarrollo de la Ciudad Digital.

Auto judicial contra Miguel Ríos, fianza de 50.000 euros y petición de amparo ante la CE

En pleno diciembre, recién aceptada a trámite la querella, un juez Almería dictó un auto considerando que Miguel Ríos, no ha resultado perjudicado con el contrato a Telvent. La postura judicial se basaba en un documento aportado por el Ayuntamiento asegurando no tener ningún contrato incumplido con Tesur y afirmando que el único existente sobre la primera fase ya había sido finiquitado.Una afirmación ésta veraz, pero que en nada tenía que ver con las demandas formuladas por el administrador único de Tesur. “Yo no he reclamado ningún contrato incumplido, sino que no se han efectuado los de las dos fases pendientes”.
Lo más sorprendente de este dictamen judicial fue la imposición de una fianza a Miguel Ríos por importe de 50.000 euros “considerando la proyección pública de los querellados”. Es decir, del alcalde y los tres concejales del PP del consistorio almeriense. Según comentó a nuestro periódico el afectado “esta actitud nos lleva a pensar que en Almería cualquier ciudadano que acuda a los Juzgados a denunciar a cualquier edil del ayuntamiento se verá sorprendido por fianzas que difícilmente podrá afrontar, quedando impune esta clase política”. Miguel Rios recurrió el auto, pero la sentencia fue ratificada por la Audiencia Provincial.
Tras este pronunciamiento desfavorable, el 16 de diciembre de 2006, el responsable máximo de Tesur formuló una denuncia ante la Comisión de la Comunidad Europea por “incumplimiento del Derecho Comunitario”, que fue admitida a trámite y remitida a la Dirección General de Mercado Interior. Esta última, pidió al Ayuntamiento de Almería una serie de documentos que no facilitó. Superados los plazos exigidos para el envío de estos papeles, se dirigió a la Junta de Andalucía, pidiéndola que incoe un expediente informativo hacia la Comunidad Europea. Actualmente, la institución regida por el socialista Manuel Chaves ya ha designado un instructor para este requerimiento. sin que hasta el momento hayan trascendido nuevas noticias al respecto.