Menú Portada
El TSJA ha restituido en sus puestos a los funcionarios acusados y estos piden la dimisión de la teniente de alcalde

Dos prostitutas implican a Policías Nacionales en la trama de corrupción de la Policía marbellí

Enero 28, 2009

La denunciante afirma ante el juez que firmó su declaración porque así se lo ordenaron en una Comisaría de Policía Nacional y sin leerla
Las identificaciones han sido realizadas con fotografías exclusivas de agentes de policía local y con preguntas tales de ¿a quién reconoces como policía de estas fotografías?
Cómo se puede permitir una falsedad en una instrucción penal del tipo: "Identificados por Nicole el día 28 de septiembre. Identificados por Jacqueline el día 29 de septiembre". Ahora declaran que las dos estaban juntas el mismo día y a la misma hora


Comienzan a pedir la dimisión de la teniente de alcalde -en funciones permanente de alcaldesa, ya que la titular solo es vista en Marbella en las ruedas de prensa que suele realizar los días cercanos a los fines de semana- María Francisca Caracuel, por la chapuza permitida y realizada en la detención de los policias locales, supuestamente implicados en una trama de prostitución, agresiones sexuales, trafico de drogas, contra el deber de perseguir delitos, etc.

Tolerancia cero” con todas las actitudes o actividades que realicen los policias locales. Este fue el grito y anuncio dado en diversas ruedas de prensa por la primera teniente de alcalde del municipio de Marbella, la popular María Francisca Caracuel, como consecuencia del escándalo protagonizado por varios agentes policiales en una casa dónde entre otras cosa se ejercía la prostitución. Y que después de tres meses y medio de mantener suspendidos de empleo y sueldo, un auto del TSJA los ha repuesto en su lugar de trabajo en contra de las tesis realizadas y expuestas por las dos máximas mandataria del Ayuntamiento marbellí. Todo ello, sin conocimiento previo por parte del juez instructor de lo contencioso administrativo del contenido de los informes y declaraciones que, en primicia, ofrece extraconfidencial.com, de los testigos y que la propia denunciante han vertido ante el Juzgado de lo Penal Nº 2 de Marbella, dónde entre otras “lindezas” destacan:
Cuando fue a la Comisaría a declarar le exhibieron un álbum de fotografías. Que no le hicieron ningún comentario salvo que identificara a aquéllas personas que reconociese… que exhibido el folio 191 y en relación con el inciso de Mamen, esa policía local que venía por el local en unión de su novio Quique, también policía local de esta ciudad, manifiesta que tal declaración no la manifestó, que la firma que obra en el folio 191 es suya, pero que firmó cuando le dijeron en Comisaría que firmase allí y sin leerlo”.
En el resto de declaraciones se hace constar claramente que ni Mamen ni Quique han sido pareja sentimental en la vida y que Mamen tan sólo ha ido a aquel lugar en una ocasión actuando como policía local uniformada, y que como consecuencia de ello discutió con Nicole, según los testimonios ante el Juzgado la inductora de toda la trama contra las detenciones de los seis agente de la Policía Local.
Llama la atención que la denunciante manifieste que el reconocimiento lo realiza en una sala de la Comisaría de la Policía Nacional, “ante un policía que conoce de haber estado en la propia Casa azul”, y que desconoce los acuerdos que Nicole podría haber alcanzado con la Comisaría para verse obligada a declarar cosas que son inciertas. Así mismo dice que la identificación la realiza en la misma sala en unión de Nicole, el mismo día y juntas”.
Ante éstas declaraciones realizadas ante el juez y el fiscal hace escasamente seis días, la plantilla de la Policía Local clama al cielo y solicita que se depuren las responsabilidades que esta situación ha acarreado a la plantilla policial y a cuatro de sus miembros en concreto, ya que una vez abierto el secreto de sumario se descubren tantas anomalías en la instrucción de la causa que , es lógico aplicar ahora “la tolerancia cero”, empezando lógicamente por la responsable de seguridad ciudadana María Francisca Caracuel y en todos aquéllos mandos que han propiciado tropelías tales como:

– Proporcionar los datos e identidades de los policias locales que de una forma u otra hayan podido estar de servicio en la zona de Puerto Banús y Nueva Andalucía. Las identificaciones han sido realizadas con fotografías exclusivas de agentes de policía local y con preguntas tales de ¿a quién reconoces como policía de estas fotografías? Vamos, como el juego de la gallinita ciega…A QUIEN TOQUES ACIERTAS.

– Cómo se puede permitir una falsedad en una instrucción penal del tipo: Identificados por Nicolle el día 28 de septiembre. Identificados por Jacqueline el día 29 de septiembre. Ahora declaran que las dos estaban juntas el mismo día y a la misma hora. Vamos, como la otra canción de Chiquetete.

– ¿Quién se comerá ahora el marrón de averiguar qué agente de policía nacional que era conocido en el burdel estaba presente en las diligencias de acusación de las meretrices? 

¿Quién realizará nuevas indagaciones para averiguar la identidad de los otros policías nacionales que “iban por el antro y sólo tomaban refrescos?”. A lo mejor el nuevo comisario, destinado hace escasas fechas a Marbella, realiza el mismo sistema de reconocimiento y fabrica un álbum con todos los componentes de la plantilla para que las acusadoras digan a quién reconocen.