Menú Portada

Día de la Hispanidad triunfal solo empañado por la muerte del piloto Borja Aybar, tras regresar del desfile

Octubre 13, 2017
Felipe VI Fiesta Nacional

Orgullosos de ser españoles“, este era el lema de la Fiesta Nacional del 2017 que se ha demostrado como cierto para los miles de ciudadanos que abarrotaron el Paseo de la Castellana de Madrid para aclamar el desfile de Unidades del Ejército, Guardia Civil y este año también Policía Nacional. La parada militar -que comenzó a las 11.00 horas y  duró una hora y media, concentró a casi 4.000 soldados y miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado-, este año, se ha hecho más vistosa y ha cambiado de escenario buscando un calor popular que ha multiplicado las expectativas.

Ha sido el primer acto presidido por don Felipe VI tras el mensaje del 3 de octubre en el que defendió la unidad de España. El rede España, con el uniforme de capitán general del Ejército del Aire, acompañado por la reina Letizia, la princesa Leonor y la infanta Sofía llegaron a las inmediaciones de la Tribuna (instalada frente al Estadio Santiago Bernabéu), a las 11 de la mañana donde escucharon continuas vivas al Rey, a la Monarquía y a España.

Allí le esperaban el Gobierno en pleno, presidido por Mariano Rajoy, con la única excepción de Luis de Guindos, en viaje oficial a Washington, y 14 de los presidentes autonómicos a los que se unieron los de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. No acudieron ni el Lehendakari vasco, Íñigo Urkullu, el presidente de la Generalidad Catalana, Carles Puigdemont, ni la presidenta de la Comunidad Foral Navarra, Uxue Barkos, que gobierna en esta Comunidad Autónoma con el apoyo del Partido Socialista. Este año, tras muchos de ausencia, si contó con la presencia del ex presidente Felipe González.

En la Tribuna de autoridades se pudo ver a Pedro Sánchez dialogar con el líder de Ciudadanos, Albert Rivera. Pero en el caso de Podemos, para dar la nota, Pablo Iglesias no compareció como en los dos años anteriores. Han representado a su partido su portavoz adjunta en el Congreso, Ione Belarra, y Gloria Elizo, miembro de la Mesa, ambas no acudieron a la recepción.

El acto comenzó tras la llegada en paracaídas de un miembro del Ejército del Aire que saltó sobre la Plaza de Lima portando la bandera de España. Tras el izado de la bandera y al homenaje a los caídos, momento solemne en la jornada, se inició el Desfile en el que participaron además de efectivos militares de los tres Ejércitos, Guardias Civiles, Policías y Guardia Real, 84 vehículos y 78 aeronaves.

Recepción en el Palacio Real

La posterior recepción oficial que se celebró en el Palacio Real también fue la de mayor asistencia que se recuerda: más de 1.500 invitados, entre políticos, empresarios, periodistas y otros representantes sociales.

La situación de Cataluña, la activación del artículo 155 de la Constitución, el apoyo del PSOE y el mensaje del Rey marcaron los corrillos que se formaron tras el besamanos en un ambiente optimista en el que dio la nota Pedro Sánchez. El líder del PSOE acudió a la recepción, en la que también se vio al ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero, sin corbata. Mariano Rajoy y María Dolores de Cospedal se ausentaron de la recepción para viajar hasta Albacete, tras el accidente mortal del piloto Borja Aybar que había participado en el Desfile.

Día empañado por la muerte de Borja Aybar

Este día ha sido empañado por la triste muerte del capitán del Ejército del Aire, Borja Aybar. Su Eurofighter se estrelló sobre las 12.09 en la Base Los Llanos, en Albacete, cuando volvía de la parada militar. El piloto no consiguió saltar del avión antes de que este se estrellase, según fuentes militares, y falleció en el acto. El caza realizaba la maniobra de aproximación para aterrizar en la Base cuando se estrelló por causas aún desconocidas, según el Ministerio de Defensa. El piloto era el capitán Borja Aybar, 34 años, natural de Puertollano (Ciudad Real), casado y con un hijo de 4 meses.

Desde 2010 estuvo destinado en el ALA 11 en Morón de la Frontera -Sevilla– (2010-2013), ALA 14 situado en Albacete (2013-2015), ALA 23 con base en Talavera la Real -Badajoz– (2015-2017) y regresó al ALA 14 el pasado 1 de septiembre. En su haber tenía acumuladas un total de 1.238 horas de vuelo, de las que 1.189 las realizó en cazas de combate como el F-18 y 681 horas en Eurofighter. Descanse en Paz.