Menú Portada
El Gobierno aprueba subvenciones a los sindicatos por 15,7 millones

Debacle electoral de CC.OO. y UGT en la Administración General del Estado en favor de USO

Abril 1, 2011
pq_927_toxo_mendez_risas.jpg

Mientras Gobierno y los sindicatos UGT y CC.OO. ultiman el acuerdo sobre la negociación colectiva el recorte de gasto y de subvenciones por parte del Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero ni se le ve ni se le espera. Estas últimas, como si de un gota a gota se tratase, se siguen concediendo. Recientemente, el Ministerio de Trabajo de Valeriano Gómez hacía pública una Resolución  por la que se aprobaba la convocatoria correspondiente al año 2011, para la concesión de subvenciones a las organizaciones sindicales en proporción a su representatividad, por la realización de actividades de carácter sindical.

Como todos los años, “la finalidad de estas subvenciones es fomentar, mediante la financiación, la realización de cualquier tipo de actividad sindical dirigida a la defensa y promoción de los intereses económicos y sociales de los trabajadores”. La cuantía total máxima será de 15.798.500,00 euros y se distribuirá “entre todas las organizaciones solicitantes que cumplan los requisitos exigidos, proporcionalmente al número de representantes que hayan obtenido en las elecciones sindicales”.

Menos representantes, menos dinero

Pues malas noticias para Fernández Toxo y Cándido Méndez que verán bajar sensiblemente sus ingresos por este concepto si nos atenemos a los resultados de las elecciones sindicales en la Administración General de Estado (AGE), celebradas el pasado día 10. Tal y como pueden apreciar en el cuadro que se adjunta, sobre un total de 1.593 delegados, CSIF encabeza el ranking de representación con un porcentaje del 21,72%, seguido muy de cerca por el sindicato USO, con un 21,16%.

Comisiones Obreras y la Unión General de Trabajadores se sitúan en un discreto tercer y cuarto lugar respectivamente. Bien es cierto que aún quedan por votar los funcionarios de algunas provincias y los pertenecientes a la Agencia Estatal de Administración Tributaria pero los augurios no son nada buenos. Resulta curioso observar como, por ejemplo, en Andalucía USO cuenta ya con 34 delegados frente a los 33 de CSIF y los 14 de CC.OO. y UGT. Todo un síntoma y una tendencia que se antoja imparable. Y a menos delegados, menos dinero a ingresar.