Menú Portada
"Escuchando al juez Garzón" recibe 3.293 euros por su presencia en el Festival de Berlín

Cultura entrega otros 590.000 euros en ayudas por la participación de películas españolas en festivales en el 2011

Marzo 7, 2012
pq_927_p_gorda_vampira.jpg

La necesidad “obliga a repensar” el esquema de subvenciones en el cine español. Así lo entiende el ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, que se enfrenta a un muy difícil reto, y es que la industria no funciona, genera un interés minoritario y nos cuesta millones de euros a los contribuyentes.

Mientras las subvenciones son variadas y siempre millonarias. Las últimas ayudas, para la participación de películas españolas en festivales. Berlín, Sundance, Rotterdam, Tribeca, Cannes, Shanghai, Moscú, Locarno, Montreal, Venecia, Karlovy Vari o Roma, han sido destino de nuestras películas que por supuesto han triunfado en cuenta gotas, pero lo más sorprendente, también reciben fondos por participar en festivales patrios como San Sebastián, Valladolid, Málaga o Sitges, todo ello nos ha costado 590.090,96 euros.

Agraciados muchos, casi todos. El que más, el de casi siempre, Pedro Almodóvar. Y es que la presencia de “La piel que habito” en el festival de Cannes nos costó 40.000 euros y la galardonada en Los Goya “No habrá paz para los malvados” 19.751 euros para el festival de San Sebastián, 250 euros menos que la representante guerracivilista del año “La voz dormida” que recibió 20.000 euros para el mismo festival.

Pero la España de las autonomías también tienen cabida, “El senyor ha fet en mi meravelles” y “El noms de crist” fueron al festival de Locarno recibiendo 15.000 euros cada uno.

Y por supuesto queda la producción que la práctica totalidad de los españoles se enteró de su existencia en la entrega de los Premios Goya. “Escuchando al juez Garzón”, vista en España por 1.259 espectadores y que recaudó según las cifras publicadas por el Ministerio de Cultura 7.064,19 euros. Pues increíblemente  el documental de Isabel Coixet fue al festival de Berlín, a la sección “Berlinale Special“ recibiendo 3.293,43 euros, casi la mitad de lo que recaudado.

Desde luego, un modelo a revisar, y pronto, en una sociedad en la que el 84% de la población ve la situación económica peor que nunca. Quizá entre los que lo ven bien están los cineastas.