Menú Portada
Entre los destinos turísticos preferidos en Europa

Croacia apuesta por un modelo de turismo sostenible

Abril 15, 2009
pq__Entrada-principal.jpg

Croacia busca aprovecharse de sus excelencias para seguir fomentando para seguir aumentando el número de visitantes pero sin perder su identidad. Su lema lo define todo: “El Mediterráneo, tal como era”: calidad antes que cantidad, edioambiente, equilibrio entre el ritmo de vida local y la llegada de turistas, respeto a su bella costa en el Adriático no permitiendo demasiadas construccionesy encantadoras ciudades llenas de historia y cultura. Todo ello conviviendo en perfecta armonía.

Gracias a todo ello la industria turística sigue en alza, y este año a pesar de la crisis global las perspectivas tampoco son malas, y es que es un destino apetecible para muchos. Por ejemplo, las famosas guías Lonely Planet proclamaron a Croacia como el destino más deseado del mundo en 2005, e  2006 la revista National Geographic le adjudicó el titulo del mejor destino para deportes de aventura.
Hay muchos motivos para visitar Croacia y algunos de ellos son sus siete lugares declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en los que se incluye Dubrovnik, sin duda una de las ciudades más bellas de Europa, sus ocho Parques Nacionales y diez Parques Naturales en los que se puede disfrutar de una naturaleza muy variada,  su litoral, que serpentea desde la Península de Istria hasta el sur de Dalmacia, dejando bellas calas y acantilados o sus islas, como Hvar o Korcula, en Dalmacia o Rab y Losinj en la bahía de Kvarner, que en ocasiones se agrupan en archipiélagos tan interesantes como los de Brijuni o Kornati.

La variedad de la oferta turística en Croacia va más allá de las bellas ciudades Dubrovnik o Split. Es un país ideal para practicar deportes de aventura, para disfrutar de su gastronomía o de sus excelentes vinos y para perderse entre los rincones mágicos que la historia ha dejado en sus calles.

Turismo Cultural

En Croacia abundan excepcionalmente bien preservados monumentos culturales e históricos de los últimos 2.000 años gracias a los acontecimientos históricos vividos y a la influencia de multitud de culturas.

Su parte costera se caracteriza por la influencia centenaria de la cultura mediterránea, sobre todo de la veneciana, y por los numerosos monumentos que datan desde el II a.C, de periodos como la época romana y Alta Edad Media. También por el patrimonio sacro romano así como una la serie de poblados y entidades urbanas construidas alrededor de ellos que le confieren una fisonomía típica mediterránea.

La zona continental de Croacia es parte integrante del círculo cultural centro europeo y se distingue por sus numerosos emplazamientos prehistóricos de importancia mundial, de antiguas ciudades, fortalezas y castillos, monumentos de la Baja Edad Media y de la época moderna y de la arquitectura barroca. Algunos ejemplos son la catedral de Zagreb o el castillo de Trakoscan.

Y por supuesto el Mediterráneo

La costa y las islas croatas son uno de los mejores lugares del Mediterráneo para los aficionados a la náutica: 1.185 islas e islotes salpican una costa de gran tradición en este tipo de turismo y con numerosas marinas donde alquilar un barco a vela o una embarcación a motor (con o sin patrón) para disfrutar de esta costa y de sus cristalinas aguas de una forma independiente. Croacia cuenta con 54 marinas y además los navegantes pueden amarrar en puertos pequeños comunales y playas equipadas para hospedar barcos de distinto tamaño. Su diversidad paisajística, sus localidades, su gastronomía y su amable gente son otros alicientes para decidirse a pasar unas vacaciones de este tipo en Croacia.