Menú Portada
Casi un 90% de las felicitaciones se realizaron a través de sistemas de mensajería entre los que destacó Whatsapp

Cospedal y Bárcenas los protagonistas de los mensajes de Nochevieja en busca de una explicación sobre “lo de los cuartos”

Enero 1, 2014
pq_938_cospedal_barcenas.jpg

El SMS “mató” al teléfono y los sistemas de mensajería como el Whatsapp al SMS. Sin duda esta Nochevieja ha sido la más “multimedia” de nuestra historia en la que el auge de los Smartphone ha llevado a que se intercambiaran millones de mensajes (se calcula que unos 18.000 millones fueron enviados en este día del año pasado), pero en los que cada vez tienen menos pesos las palabras y mucho más las imágenes.

Con todo ello, las tradicionales felicitaciones han dado paso a la imaginación, la ironía, la venganza, la alegría y la crítica política. Y si en años anteriores era Iñaki Urdangarín la “estrella” de los mensajes de la última noche del año, en este caso ha sido Bárcenas y Cospedal, pareja de las campanadas con la imagen que pueden ver en la que irónicamente se piden que nos expliquen “lo de los cuartos”.

 
Con permiso de Ana Botella

Otra de las protagonistas de la noche fue la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, y su inglés de sainete con el que nos deslumbró en la presentación de la candidatura de Madrid 2020 el pasado septiembre en Buenos Aires. Aderezado en una felicitación Navideña o en la traducción de su “hipotético” menú navideño:

 
 

Más crítica política y la felicitación del intérprete del funeral de Mandela

No faltó la ironía contra la clase dirigente en general con forma de árbol de Navidad de “chorizos” o con otro peculiar árbol “eléctrico”

 
 
 

Pero sin duda, uno de los mensajes estrella es la felicitación del intérprete del funeral de Nelson Mandela, una combinación de signos ininteligibles que fue repetida en miles de teléfonos

 
Para los más picantones

Pero también los mensajes más “calientes” tuvieron su cabida esta nochevieja, siempre con buenos deseos.

 
 
 
 

Buenas intenciones todas para celebrar la entrada de un año que todos esperamos que mejore al 2013.