Menú Portada

Cómo cambia la vida en un mes: El Atlético da un vuelco de 180 grados desde el último parón liguero y es líder de todo

Octubre 4, 2016
atletico-valencia

El fútbol es un universo cada vez más cambiante. Los análisis, las opiniones, las crónicas van mutando en consonancia con los hechos. Lo que hace un mes era un naviero sin rumbo, ahora vuelve a ser un buque poderoso. Esto es el Atlético de Madrid de Simeone, que comenzó con una velocidad menos con respecto a Real Madrid y Barcelona, pero que ha progresado de manera constante mientras sus rivales se han estancado por diferentes razones. En silencio, como de costumbre, el cuadro rojiblanco se ha posicionado como la alternativa con más garantías en nuestro país y en la Champions.

Máxima fiabilidad

Si algo define a este Atlético en los últimos años es su fiabilidad. La llegada de Diego Pablo Simeone ha transformado lo casual en rutina. El equipo del ‘Cholo’ nunca ha sido cosas de unos meses, ni de una temporada, ni de una sola competición. La realidad es que se ha instalado en la élite por merecimiento propio, sabiendo reponerse de duros reveses (como las dos derrotas ante el Real Madrid en la final de la Champions en tres años) y manteniendo la máxima del primer día: el equipo competirá. Siempre. Ante cualquier rival y en cualquier circunstancia.

Después de un irregular inicio de temporada, el entorno colchonero mantuvo la calma, algo impensable hace unos años. El equipo se mostró espeso y falto de ideas ante Alavés y Leganés. La excesiva presencia de mediocentros de corte defensivo en la medular no ayudaba a la creación y el ‘Cholo’ empezó a poblar sus onces con otro tipo de jugadores. Ahí comenzó el cambio. El gran momento de Antoine Griezmann y el rápido acoplamiento de Kevin Gameiro han mejorado la efectividad de cara al gol. La conexión entre ambos está siendo letal para los rivales. La explosividad de Carrasco y la polivalencia de Saúl (gran centrocampista de ida y vuelta) también han otorgado un plus al conjunto rojiblanco. Eso, unido al silencioso y poco ponderado trabajo de futbolistas como Koke, Gabi e incluso Fernando Torres, ha colocado al cuadro de Simeone como líder destacado de la Liga y como puntal de su grupo en la Champions.

Por otro lado, la capacidad defensiva (que se da por segura en este equipo) se ha mantenido aun con bajas sensibles como las de Giménez o Godín. El Atlético se sobrepone a todo y es líder de todo: es primero en la Liga, Griezmann es pichichi con 6 tantos y Oblak es el portero menos goleado.

Versatilidad táctica

Quizás la mayor virtud que ha incorporado el cuerpo técnico esta temporada es la versatilidad táctica. Este Atlético es capaz de jugar con varios sistemas y hasta utiliza varios en diferentes fases de cada partido, tanto en ataque como en defensa. El esquema predilecto sigue siendo el 4-4-2, con jugadores potentes en los costados y con una delantera de garantías. No obstante, en los últimos tiempos ha ganado peso el 4-3-3, con dos puñales por banda y un punta a la vieja usanza. Cuando Simeone utiliza este sistema, el equipo es el más ofensivo de los últimos tiempos. Un punto intermedio entre ambos lo encuentra en el 4-2-3-1, dibujo que se adivina en menos ocasiones, pero que también ha utilizado.

En fase defensiva, el equipo se repliega con dos líneas de 4 (4-4-2) o con un 4-5-1, lo que cercena casi de raíz cualquier posibilidad del rival de percutir por banda. Es difícil que el equipo defienda únicamente con tres centrocampistas en la medular, ya que los extremos siempre son solidarios en el repliegue, hasta tal punto que no es extraño ver a Griezmann sacar un balón desde su propia área. Esta capacidad de permutar el esquema se puede ver en los segundos tiempos: Simeone hace cambios escalonados y, en un lapso de 20 minutos, el equipo ha podido jugar con dos esquemas distintos sin que por ello mengue su nivel competitivo. Todos saben lo que tienen que hacer en cualquier situación.

Así, el Atlético ha sido capaz de sacar un valioso empate en el Camp Nou, vencer al todopoderoso Bayern y dar un baño al Valencia en Mestalla. Son encuentros que confirman que, actualmente, es el equipo más fiable del campeonato. Cómo cambia la vida de un parón a otro.

Felipe de Luis Manero

@FelipedeLuis99