Menú Portada
Tras el concurso de acreedores de Habitat

Colonial, la siguiente inmobiliaria en la lista de insolventes

Noviembre 30, 2008

Colonial admite que “en última instancia” podría declararse insolvente y solicitar el concurso de acreedores si no logra cumplir con el compromiso de vender la participación del 15,45% que tiene en FCC, un 33% del capital de su filial francesa Société Foncière Lyonnaise (SFL) y el 100% de Riofisa o una parte sustancial de sus activos.

pq_648_BrugueraColonial.jpg

La inmobiliaria se comprometió a vender estas participaciones en el acuerdo de reestructuración de su deuda de 7.000 millones que firmó con sus bancos el pasado mes de septiembre. El objetivo es destinar lo que obtenga de estas ventas a amortizar su deuda.

Por ello, “si Colonial no pudiese cumplir con las obligaciones de venta descritas, en el plazo acordado en el caso de Riofisa, la sociedad podría no atender sus obligaciones de amortización de la deuda reestructurada a largo plazo. Todo ello podría ocasionar un impacto sustancial adverso en las actividades, los resultados y la situación financiera, o incluso, en última instancia, la insolvencia y declaración de concurso”.

Así lo indica la compañía en el folleto de la emisión de obligaciones convertibles de 1.405 millones de euros que aprobó en junta extraordinaria el pasado viernes.

De la deuda total de Colonial, el grueso (unos 6.000 millones) corresponde a un crédito sindicado suscrito con Calyon, EuroHypo, Goldman Sachs y Royal Bank of Scotland.

Además, Colonial está participada por un grupo de bancos y cajas que en conjunto controlan alrededor del 24% de su capital, después de que a comienzos de año se quedaran con las acciones de Luis Portillo, ex primer accionista y presidente del grupo, como consecuencia de sus problemas de endeudamiento.

VENTA A PRECIO INFERIOR.

En el folleto, la inmobiliaria que ahora preside Juan José Bruguera confirma que ya ha iniciado los trámites para vender dichas participaciones. Además recuerda que esta misma semana concedió a sus bancos acreedores opciones de compra sobre el 15,4% de FCC y el 33% de SFL a ejercitar entre el 11 de diciembre de 2008 y el 10 de enero de 2009.

No obstante, en el mismo documento Colonial reconoce que “podría verse obligada a vender dichas participaciones a un precio sustancialmente inferior al que actualmente están contabilizadas”, con el consiguiente efecto negativo “en los resultados, la situación financiera y las actividades de la empresa”.

El 15,4% de FCC presenta actualmente un valor de mercado de unos 545 millones de euros, frente a los 1.534 millones que Colonial invirtió en su compra. El 33% de SFL vale actualmente en bolsa unos 430 millones de euros.

Según datos de Colonial, sólo entre el 30 de septiembre y el 25 de noviembre, la cotización de SFL y de FCC han caído un 36% y un 12%, respectivamente.