Menú Portada

Cientos de socios indignados del Real Madrid se quedan sin entrada para el entrenamiento a puertas abiertas de hoy mientras que los directivos de Florentino Pérez reparten invitaciones entre sus más allegados

Diciembre 30, 2016
puertas-abiertas-real-madrid

Florentino Pérez, presidente del Real Madrid y de la constructora ACS, deja clara sus intenciones. Hoy es un día muy esperado para los socios del Club merengue, especialmente para los más pequeños. Es la única jornada de todo el año en el que se abren las puertas del Estadio Alfredo Di Stefano, en la Ciudad Deportiva de Valdebebas, para que, especialmente, cientos de niños puedan ver a sus ídolos en una corta sesión de entrenamiento que apenas dura poco más de una hora. A este “privilegio” tienen acceso los socios del Real Madrid que pueden recibir una entrada por carnet de socio y otra para un acompañante. Las entradas empezaron a entregarse, de forma gratuita, el día 22 de diciembre en las taquillas centrales del Estadio Santiago Bernabéu y, aunque estaba prevista la distribución durante los siguientes tres días, se agotaron a las pocas horas.

Y todo ello a pesar de que algunos socios se encontraron con una desagradable sorpresa: se limitaba la entrega a tan sólo seis entradas por cada persona que las solicitaba; es decir, si iba con su carnet de socio, el de su pareja y sus dos hijos, por ejemplo, autorizando todos, incluso los menores de edad, la retirada de las mismas, en lugar de recoger sus 8 entradas tan sólo podían llevarse seis. O si no podía, porque estaba trabajando y se los dejaba a un amigo o familiar para que las retiraba a su nombre, si superaba este límite, también podía haberse quedado sin ellas.

A pesar de ello, las entradas volaron y la respuesta no estaba sólo en la masiva afluencia de socios, más bien estaba a la vuelta de la esquina, en las oficinas del Real Madrid en la calle Padre Damián. Según han denunciado a Extraconfidencial.com diferentes colectivos de socios, desde las oficinas del Club blanco se han repartido invitaciones tanto a socios que no han tenido que hacer ninguna cola como incluso a personas ajenas al club. Una situación que ha indignado a buena parte de la masa social del Real Madrid más cuando, como incluso se manifestó en las reuniones previas con Florentino Pérez a la Asamblea de Socio Representantes del pasado mes de octubre, el acceso de los socios a sus jugadores es cada vez más complicado e incluso peor que los simpatizantes de fuera de Madrid. Mientras que en las salidas del Real Madrid fuera de la capital siempre hay dos jugadores que firman autógrafos en el hotel de concentración del club. En Madrid, aunque parezca mentira, no hay esta oportunidad. Y si quieren ver a sus jugadores favoritos entrenar, o madrugan mucho y hacen cola, o tienen muy buenos contactos. Las influencias del Palco del Bernabeu.