Menú Portada
Los empresarios madrileños se reúnen con Esperanza Aguirre, candidata del PP a la Alcaldía de Madrid

CEIM pide a Esperanza Aguirre que dé un paso más en la política de reducción de impuestos para impulsar la actividad empresarial

Mayo 20, 2015

Juan Pablo Lázaro: “Es necesario reducir el IBI y la Plusvalía municipal; aplicar de forma más clara, efectiva y amplia el sistema de declaración responsable que sustituye al de licencias; y simplificar y racionalizar la normativa”.

pq_929_lazaro-CEIM.jpg

Los epresentantes de CEIM se han reunido esta tarde con Esperanza Aguirre, candidata del PP a la Alcaldía de Madrid. El presidente de CEIM, Juan Pablo Lázaro, le ha trasladado “la necesidad de simplificar los trámites administrativos y eliminar las cargas burocráticas, dar un paso más en la política de reducción de impuestos y adoptar medidas que impulsen la industria, el comercio y el turismo”.

Durante la reunión de trabajo, los empresarios le han explicado a Esperanza Aguirre que están elaborando un ambicioso documento, llamado “Plan 400.000 Empleos”, que recogerá, de forma pormenorizada, las necesidades para favorecer la vida de las empresas siendo más competitivas y fomentar la constitución de nuevas.

CEIM considera que ahora que la economía se encuentra en proceso de recuperación, hay que aprovechar para rentabilizar este ciclo en términos de crecimiento y creación de puestos de trabajo, donde no sobran desempleados, sino que faltan empresas.

A lo largo del encuentro con la candidata del PP a la Alcaldía de Madrid, los empresarios le han trasladado la necesidad de abordar una serie de medidas para afrontar los nuevos retos que los tiempos actuales exigen, entre las que destacan:

 
 
  • Aplicar de forma más clara, efectiva y amplia el sistema de declaración responsable que sustituye al de licencias.
  • Instar al Ministerio de Hacienda a reducir los valores catastrales de los bienes inmuebles, siguiendo la tendencia a la baja que ha experimentado el mercado inmobiliario durante los años de crisis económica.
  • Reducir, con carácter general, los tipos de gravamen del Impuesto sobre Bienes Inmuebles y eliminar el tipo de gravamen incrementado que recae sobre los inmuebles de uso no residencial, es decir, sobre aquellos en los que se desarrollan actividades económicas.
  • Efectuar una reducción sustancial del Impuesto sobre el Incremento de Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (Plusvalía municipal).
  • Apostar claramente por el desarrollo y la modernización de la industria, ya que  la ciudad concentra en torno  al 40% de todo el sector industrial madrileño.
  • Solventar los problemas que detecten los empresarios en las regulaciones actuales sobre la actividad o el urbanismo comercial, y en especial, regular un Plan General de Ordenación Urbana que busque facilitar los usos del suelo y  la actividad económica.
  • Centrar la actuación de inspección y control administrativo de la actividad comercial en garantizar la competencia, persiguiendo y castigando las prácticas desleales.
  • Garantizar un entorno adecuado para el ejercicio del comercio: Reforzando los servicios de limpieza y la seguridad en las áreas turísticas y comerciales. Restringiendo,  por norma con rango legal adecuado, en base a la protección del patrimonio artístico, cultural y comercial de la ciudad, el uso del espacio público para manifestaciones, mendicidad, venta ambulante ilegal, prostitución u otras actividades ilegales. Y garantizando la persecución de los delitos contra la propiedad con medios adecuados, reforzando las penas sobre hurto y robo a establecimientos y garantizando la persecución como delito en los casos de reincidencia de la conducta.
  • Externalizar la gestión de todas las empresas de transporte público de viajeros. 
  • Promover la construcción y habilitación de carriles bus y plataformas reservadas, como forma de reducir la congestión, contaminación en los ejes de acceso a las ciudades y mejorar la calidad del servicio público.
  • Apoyar al sector del transporte para facilitar la carga y descarga de las mercancías en la vía pública.
  • Oposición a la creación de nuevas Áreas de Prioridad Residencial y minimizar el impacto que tienen las ya existentes sobre la actividad empresarial.
  • Agilizar plazos de obtención de la Licencia de Obras, licencia de Primera Ocupación y la licencia de actividad. 
  • Simplificación y racionalización de la normativa.
  • Mantener el Consejo Local puesto que las políticas públicas acordadas han demostrado su eficacia en cuanto a su impacto y facilidad de implantación (Plan para el Desarrollo y el Empleo, Plan de Recualificación Profesional, etc.)
  • Apostar por la política de viveros de empresa porque facilita la actividad de los emprendedores y es un ejemplo de política pública donde el beneficio económico supera con creces la inversión inicial.
  • Mantener la iniciativa Madrid Tax Free por sus buenos resultados para la creación de empresas, al eliminar impuestos y tasas municipales.
  • Reorientar y crear Parques tecnológicos subsectorizados.
  • Facilitar la transferencia de tecnología y conocimiento entre el ámbito público y privado impulsando la colaboración entre los Centros Tecnológicos, las Universidad, los Organismos Públicos de Investigación y las empresas.
  • Facilitar la financiación y fomento de las medidas de ahorro y eficiencia energética (MAEs).
  • Optimización de los Palacios de Congresos y apoyo decidido al turismo de negocios.
  • Impulsar el turismo siendo más eficientes a la hora de promocionar el Destino Madrid en países emisores de turistas de alto valor y facilitar la conectividad de rutas.
  • Potenciación de las relaciones con IFEMA con el fin de optimizar los recursos de este gran Centro dinamizador de la Economía Madrileña.
  • Revisar la normativa relativa a la restricción de aforo en los locales públicos.
  • Ampliación automática de horarios en fiestas de navidad para el sector de hostelería.