Menú Portada
Infringe la Ley Orgánica 1/1992, sobre Protección de la Seguridad Ciudadana

Carrefour realiza un acto ilegal registrando carros y bolsos

Enero 20, 2012
pq_927_rafael_as.jpg

Carrefour presentó ayer las cifras correspondientes al último trimestre del 2011, en el que experimentó un retroceso del 0,8% en su facturación, por debajo de lo que estimaba los analistas de Bolsa, pero la consecuencia principal es que la caída de su resultado operativo  se situará entre un 15% y un 20% menos.
 En medio de estos malos resultados, en España han vuelto a sacar una nueva promoción que muchos consideran más mediática que realmente una verdadera ayuda, el descuento del IVA en los productos frescos a los mayores de 65 años, una medida que supone un ahorro del 8% en 4.000 referencias pero que es temporal, ya que la promoción es hasta finales de marzo.
Medidas encaminadas a aumentar las ventas y mejorar su imagen de marca, pero que contrastan con la realidad llena de incidencias como la que informó esta semana extraconfidencial.com. Así se ha vuelto práctica habitual el registro no sólo de bolsos sino también de carritos de niño, unos registros que efectúa tanto personal de seguridad como cajeras en busca de algún objeto robado.
Ante esta información, se han recibido en este medio múltiples correos de personal perteneciente a los Cuerpos de Seguridad del Estado en el que se denuncia la ilegalidad de esta práctica ya que el personal de seguridad no puede registrar nada si no tiene una evidencia grabación, es decir por meras sospechas y las cajeras tampoco pueden pedir que se muestre su bolso, ya que los únicos que tienen esta potestad es la policía, por lo que se abusa de los ciudadanos.
La Ley Orgánica 1/1992 es clara “De conformidad con lo dispuesto en los artículos 149.1.29 y 104 de la Constitución corresponde al Gobierno, a través de las autoridades y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad a sus órdenes, proteger el libre ejercicio de los derechos y libertades y garantizar la seguridad ciudadana, crear y mantener las condiciones adecuadas a tal efecto, y remover los obstáculos que lo impidan, sin perjuicio de las facultades y deberes de otros poderes públicos”.
De momento el personal de un hipermercado no es miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.