Menú Portada
Es la primera vez que una entidad financiera en España ofrece tarjetas disponibles al momento en toda su red comercial

CaixaBank implanta en todas sus oficinas la entrega inmediata de tarjetas financieras

Julio 13, 2015
pq_933_escaparate-tarjetas.jpg

CaixaBank ha iniciado la implantación de la entrega inmediata de tarjetas a sus clientes en toda la red de oficinas. Con este nuevo servicio, cualquier persona que quiera disponer de una tarjeta de CaixaBank, sea o no cliente de la entidad, podrá hacerlo al momento, sin necesidad de esperas. Es la primera vez que una entidad financiera en España extiende a toda su red un servicio de entrega instantánea de las tarjetas que se contratan en las oficinas.

CaixaBank puso en marcha el servicio de forma experimental en 2014, a partir de la inauguración sus primeras Oficinas A, consideradas como las oficinas flagship de la entidad presidida por Isidro Fainé y cuyo consejero delegado es Gonzalo Gortázar. Se trata de un nuevo concepto de oficina bancaria que trata de dar respuesta a los nuevos comportamientos de los clientes y aproximarse al mundo del comercio retail para mejorar la experiencia personal del asesoramiento financiero.

Como afirma Juan Alcaraz, director general de CaixaBank, “las Oficinas A de CaixaBank permiten a la entidad introducir nuevas experiencias en la atención al cliente, totalmente pioneras y revolucionarias en el sector, que combinan un alto nivel de innovación tecnológica con los máximos estándares de calidad y personalización en el asesoramiento financiero. Un año después de la inauguración de la primera Oficina A, en la avenida Diagonal de Barcelona, podemos decir que estamos ante un modelo de éxito”.

Uno de los servicios pioneros creados por CaixaBank especialmente para las Oficinas A fue la entrega inmediata de tarjetas. El servicio se basa en una nueva tecnología, desarrollada por CaixaBank, que permite asignar una tarjeta contactless con chip EMV a un cliente de forma inmediata. Así, el usuario puede empezar a realizar compras con la tarjeta nada más salir de la oficina.

Ante los buenos resultados obtenidos, con más de 30.000 tarjetas distribuidas hasta la fecha, CaixaBank ha decidido extender el servicio desde sus 8 Oficinas A (Barcelona, Sevilla, Pamplona, Valencia, Santa Cruz de Tenerife, Zaragoza, Bilbao y Girona) a toda su red comercial, la mayor de España, con más de 5.000 oficinas.

Un servicio de alto valor para quienes necesitan una tarjeta al momento

La puesta en marcha del servicio de entrega inmediata se extenderá de forma paulatina por toda la red. CaixaBank ha iniciado el servicio de entrega inmediata de tarjetas en más de 4.000 oficinas de toda España y aumentará su número durante las próximas semanas. La entidad prevé que, a finales del mes de julio, toda la red comercial pueda disponer del nuevo servicio, incluyendo las oficinas situadas en aeropuertos, estaciones de tren, así como las oficinas flagship de la entidad (Oficinas A) y la red HolaBank, especializada en clientes internacionales.

La entrega inmediata de tarjetas es un servicio de alto valor, sobre todo para aquellos clientes que por una situación de emergencia necesitan disponer de una tarjeta financiera al momento. El servicio también ofrece ventajas a la entidad, especialmente en términos de eficiencia, ya que se simplifica el proceso administrativo de gestión de la tarjeta y se facilita que ésta entre en funcionamiento de forma instantánea.

Disponible para todas las modalidades: prepago, débito y crédito

CaixaBank ha habilitado el proceso de entrega inmediata de tarjetas para todas las modalidades: prepago, débito y crédito. Al tratarse de tecnología EMV, en la que la información del cliente se encuentra encriptada y totalmente protegida, la tarjeta ofrece las mismas prestaciones y garantías de seguridad que cualquier otra, contratada mediante los canales habituales. Además, todas las tarjetas están dotadas con tecnología contactless.

CaixaBank también permite la personalización del diseño de las tarjetas. La red de oficinas ofrecerá diversos diseños básicos para que los clientes puedan elegir entre varios colores y decoraciones. En el caso de las Oficinas A, la gama de decoraciones disponibles, que se exhibe a modo de escaparate, es más amplia y se renueva periódicamente.