Menú Portada
Keipting SL fue la sociedad adjudicataria de un convenio con el Gobierno Balear

Bartolomé Beltran tiene registrada su página web de salud en su empresa inmobiliaria

Enero 15, 2010

El popular médico es también un polifacético empresario, en su entramado empresarial figuran todo tipo de empresas pero destacan las relacionadas con la comunicación o las relaciones públicas, pero a pesar de ello su página web de temas médicos, www.bartolomebeltran.com está registrada por la sociedad Keipting, S.L.

pq_922_beltranmedico.jpg

Con el nombre del popular comunicador, se aloja una página web dedicada al mundo de salud, con el título de su programa: En buenas manos. Este dominio que podía estar registrado en alguna sociedad de Bartolomé Beltrán cuyo objeto social esté relacionado con el mundo de comunicación está “en otras manos”, en la de la sociedad inmobiliaria Keipting, S.L. que recibió miles de euros por parte del Govern balear, con Jaume Matas como presidente y con el actual pacto de izquierdas hasta marzo del pasado año, casi dos meses años después de que el poder cambiara de manos.

Como ya informó extraconfidencial.com, este contrato se firmó en mayo de 2005  y no sólo intervino el Govern balear, si no también la fundación de la Caja de Ahorros Balear Sa Nostra y el Ayuntamiento de Campanet, y consistía en un convenio por el que el Ejecutivo se comprometía a gestionar como centro cultural y de exposiciones la Posada de Biniatró, propiedad de Keipting, SL,  un alquiler mensual de 5.000 euros, cantidad que se elevó hasta 8.497 euros al mes, un 70% más.

Poco tiempo después de la firma de ese contrato, el doctor Beltrán registró a nombre de esta sociedad inmobiliaria esta web, en la cual no sólo anuncia sus programas de televisión y radio, si no que también incluye anuncios de empresas privadas y entidades públicas.

Lo que llama la atención es por qué no registró este dominio en otras empresas de su propiedad, como Vitaconfarma sociedad que con un capital de más de 430.000 euros se dedica a la producción, edición, distribución y comercialización de publicaciones de todas clases o su filial Vitapress que se dedica a relaciones públicas y comunicación y que tiene activos superiores al millón de euros. Mientras lo hace en una sociedad en cuyo objeto social no figura tal actividad. Mientras un juzgado mallorquín ha pedido a Hacienda que investigue las sociedades de Beltrán que guardan otras sorpresas “financieras”.