Menú Portada
FISCALIZACIÓN DEL AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA 2006 (III)
Mientras aumentaba el coste del servicio de retirada de vehículos de la vía pública en un 8 por ciento

Barcina disminuyó en un 21% las prestaciones del Servicio de Atención a personas mayores

Octubre 28, 2008

No se tuvo en cuenta el patrimonio de la unidad familiar y no se aplicó el incremento del 20% si la unidad familiar la componían dos o más miembros

Tampoco se giraron a los usuarios del Servicio de Asistencia Domiciliaria las cuotas correspondientes a los meses de abril a julio que ascendían a 112.000 euros


A medida que se analiza el contenido del Informe de Fiscalización que, con fecha del pasado 26 de septiembre, redactó la Cámara de Comptos de Navarra sobre el Ayuntamiento de Pamplona correspondiente al ejercicio económico de 2006, el interés aumenta y pare como si lo mejor estuviera por llegar. Si ayer decíamos que los números avalaban a la alcaldesa Yolanda Barcina, aunque incumplió la legalidad contable, hay un dato que, cuando menos, pone en entredicho la política social de la edil pamplonica y la de su partido, Unión del Pueblo Navarro.
Nos detenemos en la edición de hoy en el capítulo en el capítulo que el organismo navarro dedica a “Tributos y precios públicos”. Tal y como se puede observar en el cuadro que se adjunta, la Cámara de Comptos realizó un muestreo del Impuesto del Incremento del valor de los terrenos, de retirada de los vehículos de la vía pública, el Servicio de Atención a personas mayores y la Escuela de Música.
Hoy nos detenemos en dos de ellos. El primero, el más impactante: el Servicio de Atención a personas mayores. Los ingresos de este concepto corresponden a atención domiciliaria, vivienda comunitaria y apartamentos tutelados. Como se puede observar en el cuadro, los “derechos reconocidos” en 2006 ascendieron a 476.081 euros, un 21% menos con respecto al año anterior.

Cálculos extraños y cuotas impagadas

Primera conclusión de la Cámara: “Las tarifas aplicadas en el año 2006 por el servicio de asistencia domiciliaria no se han calculado conforme a los criterios establecidos en su norma reguladora. Así, no se tiene en cuenta el patrimonio de la unidad familiar y no se aplica el incremento del 20 por ciento si la unidad familiar la componen dos o más miembros y se deducen gastos no previstos”. Sin palabras.
Pero es que, además, no giraron a los usuarios del servicio de asistencia domiciliaria las cuotas correspondientes a los meses de abril a julio que ascendían a 112.000 euros y no se gestionó el cobro de los recibos devueltos, por un importe total de 10.861 euros del servicio de atención domiciliarias.
Respecto al servicio de viviendas comunitarias, siempre según el organismo fiscalizador navarro, “se han cobrado las tarifas del 2005 en lugar de las aprobadas para el año 2006 debido a que desde el área de servicios sociales no se enviaron a Depositaría los precios actualizados, lo que ha supuesto un total de 2.950 euros menos de ingresos”. Para intentar remediarlo o cubrirse las espaldas, en el año 2008, el Concejal Delegado del Área de Bienestar Social y Deporte remitió un escrito a la Dirección del Área en el que instaba a adoptar de forma inmediata las medidas necesarias para subsanar todas las deficiencias indicadas.

Aumento de los ingresos por la retirada de vehículos

Pero en algo debían parecerse Yolanda Barcina y, por ejemplo, Alberto Ruiz Gallardón, alcalde de Madrid, Mientras los derechos reconocidos en el mencionado Servicio disminuían un 21%, los mismo derechos en el apartado de “Retirada de vehículos de la vía pública” aumentaba un 8% con respecto a 2005. La Cámara navarra comprobó que “el Ayuntamiento ha realizado durante el ejercicio 2006 más actuaciones de control de las operaciones de cobro, recaudación y arqueo de las máquinas cobradoras de la ORA que en el ejercicio anterior en que fue fiscalizado dicho servicio y las liquidaciones mensuales practicadas a la empresa concesionaria se han aprobado en un plazo menor, contado a partir de su presentación, que en el 2005”.

Se recomienda:

– Girar a los usuarios del servicio de asistencia domiciliaria las cuotas pendientes, evitando la prescripción de derechos de la hacienda municipal.
– Aplicar las tarifas aprobadas para el ejercicio y calcularlas conforme a lo establecido en su norma reguladora, en el caso de atención domiciliaria y viviendas comunitarias.
– Gestionar el cobro de los recibos de asistencia domiciliaria devueltos.
– Continuar realizando, con una mayor periodicidad durante el año, actuaciones de fiscalización y control de las operaciones de cobro, recaudación y arqueo de las máquinas cobradoras de la ORA.
¿Habrá cumplido Yolanda Barcina las recomendaciones de la Cámara de Comptos? Pronto lo sabremos.