Menú Portada
Ruz, a punto de fragmentar la causa

Bárcenas se sentará en el banquillo antes de que acabe el año

Marzo 27, 2014
pq_941_barcenas.jpg

Se aproximan decisiones trascendentales en el ‘caso Bárcenas’. El juez Pablo Ruz está próximo a decidir cómo fragmenta la instrucción para poder elevar una de esas piezas a la Sala de lo Penal y que esta fije la fecha para el juicio oral. El criterio inexcusable para la rama de la investigación elegida será que en ella aparezca como imputado el extesorero del PP Luis Bárcenas. A día de hoy, es el único del centenar de imputados que permanece en prisión, por lo que el tiempo corre en contra del instructor para sentarlo en el banquillo de los acusados. Fuentes jurídicas dan por hecho que ese proceso se celebrará antes de que finalice 2014.

El ‘caso Gürtel’ acaba de cumplir cinco años y la instrucción ya se alarga demasiado. El proceso en el que se juzgue este año a Bárcenas no será el único al que probablemente se enfrente el extesorero del PP, ni tampoco el primero por el ‘caso Gürtel’. El expresidente de la Generalitat valenciana Francisco Camps ya se sentó en el banquillo de los acusados por la pieza separada de los “trajes”, resultando absuelto por un jurado popular. También el primer instructor de la causa, Baltasar Garzón, fue juzgado y condenado, en este caso por ordenar escuchas en la prisión de Soto del Real entre los presuntos cabecillas de la trama y sus abogados.

Esperando el informe de la Policía sobre la reforma de la sede del Partido Popular

Bárcenas también está imputado en la pieza separada denominada ‘papeles de Bárcenas’, que en realidad investiga la financiación irregular del Partido Popular durante dos décadas. Esta rama de la investigación está próxima a vivir uno de sus momentos trascendentales con el informe de la Policía basado en el análisis de los miles de correos intervenidos al arquitecto Gonzalo Urquijo –responsable de la gran reforma en la sede de Génova- y del material incautado en el registro del cuartel general de los conservadores, ordenado por Ruz el pasado mes de diciembre.

Los contratos de AENA con empresas de la trama liderada por Francisco Correa y Pablo Crespo son ya una pieza separada que se juzgará aparte. Para tomar su decisión, Ruz deberá tener en cuenta que debe seguir investigando las nuevas revelaciones que han llegado en las últimas semanas a su Juzgado vía comisión rogatoria y que alargan el hilo del que debe tirar la investigación.

El juez va a reclamar de inmediato al Banco Popular que aporte la documentación que le niega desde el pasado verano acerca de seis cuentas bancarias. Solo por una de ellas pasaron 460 millones de euros entre 2006 y 2010. A esa cuenta hizo una transferencia Armando Mayo, un presunto testaferro que también ingresó 100.000 euros en una cuenta suiza al expresidente de Sacyr Luis del Rivero. La investigación del ‘caso Gürtel’ aún puede deparar sorpresas. 

Pedro Águeda