Menú Portada
"Mercado de Dinero" pasa de quincenal a una periodicidad mensual

AUSBANC, entre la crisis y la quiebra

Enero 31, 2008

Luis Pineda se reunió con Colate Vallejo Najera en Miami para “venderle” sus productos y su influencia, pero este rechazó, espantado, la propuesta

pq__luispineda2.jpg

Todo indica que a Luís Pineda Salido, presidente de la Asociación de Consumidores y Usuarios de Servicios Bancarios (AUSBANC), empiezan a pasarle factura. Y es que no es oro todo lo que reluce, pese al euro del preciado metal que todos los años concede a los empresarios y financieros que, probablemente, más le han apoyado. Con los que no, es inmisericorde pese a su condición cristiana. Ya informamos en su día que la mencionada Asociación, y los negocios pergeñados en torno a ella, huían al extranjero ante la falta de apoyo nacional. Algunos compañeros, pocos eso sí, se encargaron de airear la versión de Pineda Salido. Pero los hechos cantan.
Mes de junio de 2007. El presidente de AUSBANC convoca un “cónclave”, para directivos afines y empleados en su finca de Villamayor de Campos (Zamora). Allí, vendió los grandes proyectos que para ese año tenía diseñados y, como siempre, quiénes eran los enemigos. Todo a lo grande. Tanto es así, que ese mismo mes se permitió el lujo de lanzar a los quioscos cuatro ediciones del quincenal Mercado de Dinero, su producto informativo estrella. Tal y como adelantó este periódico, en el mes de septiembre Luís Pineda procedía a una encubierta regulación de empleo con el despido de 25 trabajadores de una plantilla de total de 125. La Consejería de Empleo apoyaba la medida con la concesión de una subvención, sorprendente, para la contratación de desempleados. Que se sepa, hasta la fecha, Pineda Salido, como presidente, no ha cubierto ni una sola de esas plazas.
A más. No ya sólo los anunciantes le abandonan, sino también demasiados profesionales de prestigio. Sólo hay que remitirse a la evolución del “staff” de sus publicaciones. Y otros aguantan exclusivamente por necesidad. De momento, “sus” empleados, como a él le gusta decir, han visto congelada su nómina. Para Pineda el IPC no existe, al parecer. Más perlas: algunos abandona el barco de la calle Altamirano, pero no se reponen con nuevos puestos de trabajos (pese al apoyo de la CAM); personal de baja médica, cuya plaza no es cubierta, y que sufre coacciones, si coacciones, para que no se reintegré en su puesto de trabajo; a diferencia de otros años, en las Navidades de 2007, los trabajadores de AUSBANC no recibieron la típica cesta de Navidad con productos de la tierra zamorana.
La guinda final: Mercado de Dinero, periódico económico quincenal, pasa a ser de periodicidad mensual. Insistimos, cuando anunció el pasado mes de junio, y antes incluso, que pasaría a ser semanal como prueba de la influencia y la venta. No hay más que ver el número de febrero de la revista Ausbanc, otro de sus medios, para comprobar que, según sus datos de la OJD, es el primer diario económico en ventas. Asómbrense, por encima de Cinco Días, Expansión, La Gaceta de los Negocios, El Economista… Todos ellos diarios, no quincenales y menos, como a partir de ahora, mensuales. ¿Crisis o quiebra? ¿Quién da más? Seguro que el BBVA ya no apuesta un duro por Luís Pineda. ¿Qué se juegan? Una triste noticia para el periodismo y los compañeros que allí aún permanecen.