Menú Portada
La compañía niega las acusaciones de falta de inversión en Bolivia, donde ha invertido más de 12 millones de dólares en los últimos años

Abertis defiende su gestión en Bolivia y confía en alcanzar un acuerdo de compensación con el Gobierno por su filial aeroportuaria SABSA

Febrero 18, 2013
pq_928_abertis.jpg

Este lunes, el Gobierno de Bolivia anunciaba la nacionalización de SABSA –filial aeroportuaria de abertis (90%) y Aena (10%)-, ante ello, abertis ha manifiestado su respeto con la decisión del Gobierno, siempre que este proceso se lleve a cabo conforme a los principios internacionales de derecho. abertis, que a través de la sociedad concesionaria SABSA controla los tres aeropuertos principales de Bolivia (Santa Cruz, La Paz y Cochabamba), se pone también a disposición del Gobierno boliviano para comenzar las negociaciones pertinentes y confía en llegar a un acuerdo para alcanzar una compensación adecuada.

Importante esfuerzo inversor

Desde la adquisición de SABSA, abertis ha realizado un importante esfuerzo inversor en sus tres aeropuertos. En el período 2005-2012, SABSA invirtió 12,6 millones de dólares en CAPEX, además de pagar cánones a la autoridad concedente por importe de 38,6 millones de dólares e impuestos por 9,4 millones.

Los diversos incumplimientos del Estado de Bolivia del contrato de concesión llevaron a abertis a reclamar en su día una indemnización compensatoria por los daños sufridos por SABSA, que se estiman en unos 90 millones de dólares. A tal efecto, abertis inició ya en 2011 un procedimiento de arbitraje internacional contra el Estado de Bolivia al amparo del Acuerdo de Promoción y Protección Recíproca de Inversiones entre Bolivia y el Reino de España (APPRI).

La principal alegación de abertis es que Bolivia ha incumplido el régimen aplicable a las tarifas por servicios de embarque y aterrizaje ya que desde el 2003 congeló la actualización de dichas tarifas y en 2005 las rebajó de manera arbitraria, ilegal y sin seguir un proceso que hubiera permitido una adecuada defensa por parte de SABSA.

A efectos comparativos, las tarifas mencionadas están actualmente a niveles equivalentes a los vigentes en 2001. SABSA no ha recibido hasta la fecha compensación económica por los daños sufridos. A esto hay que añadir que en el período 2005-2012 el Gobierno de Bolivia ha ido decretando año tras año una subida de los costes laborales muy por encima de la inflación, lo cual sitúa a SABSA en una situación financiera cada vez más delicada.

La expropiación de Sabsa tiene un impacto nulo en las cuentas de abertis.

SABSA es la concesionaria de la gestión de los aeropuertos de La Paz, Santa Cruz y Cochabamba en Bolivia. La sociedad es propiedad 100% de TBI, compañía adquirida en 2005 por abertis (90%) y Aena Internacional (10%), con intereses en aeropuertos en el Reino Unido, Suecia, Estados Unidos y Bolivia.